Students moving into residential college

No hace mucho, yo mismo era un estudiante internacional de primer año que estaba super emocionado por Princeton, pero al mismo tiempo tenía un montón de preguntas sobre la llegada al campus. Me cuestionaba si tendría que abrir una cuenta bancaria y ¿dónde compraría materiales escolares? y ¿qué tipo de contratos de telefonía móvil se ofrece en los Estados Unidos? Para ayudar a los estudiantes internacionales entrantes con su transición a una universidad americana, decidí crear esta guía de cuatro pasos según mis propias experiencias.

Primer paso: abrir una cuenta bancaria

Conseguir una tarjeta de débito es sumamente importante para pagar los gastos, y tener una cuenta bancaria americana facilitará el proceso de recibir y enviar dinero internacionalmente. Además, es una buena idea porque te permite fomentar una relación fuerte con un banco particular y eventualmente conseguir una tarjeta de crédito con esta confianza mutua. Recuerda que tienes que acumular el crédito antes de que puedas solicitar una tarjeta de crédito. Personalmente, te recomiendo hablar con un banquero de PNC Bank, que está ubicado en frente de la universidad.

Segundo paso: obtener una tarjeta SIM

Es crucial que tengas un número de teléfono americano y también un contrato de telefonía móvil. Cuando estás en el campus, es cierto que no necesitas un plan con datos celulares porque puedes usar el Wi-Fi de la universidad. Sin embargo, en el momento que te vayas del campus para visitar la ciudad de Nueva York y no tengas acceso a Internet, te vas a arrepentir. Si tienes algunas dudas con escoger una compañía telefónica, Verizon, AT&T y Mint son opciones excelentes. Y mantén los ojos abiertos por la orientación internacional cuando esas compañías vienen al campus para establecer las cuentas telefónicas.

Tercer paso: buscar accesorios de dormitorio

Aunque la mayoría de los estudiantes domésticos pueden llevarse con ellos materiales esenciales de sus casas, los estudiantes internacionales básicamente empiezan con nada. No es necesario comprar muebles grandes como los bastidores de cama ni los armarios, ya que la universidad provee todo eso. Desafortunadamente, sí tienes que comprar almohadas, las sábanas, quizás un espejo, los artículos de papelería, etcétera. Hay dos lugares donde puedes encontrar estos accesorios de dormitorio. Si prefieres comprar por conveniencia, te recomiendo ir al U-Store, que está ubicado en el campus; si quieres más libertad creativa para diseñar tu dormitorio, puedes ir al Target.

Cuarto paso: prepararse para las clases

Con un teléfono móvil, una tarjeta de débito, y un dormitorio amueblado, ¡estás listo/a para empezar tu carrera universitaria! Para prepararte para las clases, es una buena idea familiarizarte con los títulos de los libros de texto requeridos para comprarlos en la librería local, Labyrinth. También siempre puedes sacar libros prestados de la biblioteca de Firestone si están disponibles. A veces, los profesores aún cargan y comparten versiones digitales de las lecturas.

Aquí te he presentado algunos consejos que he aprendido como estudiante internacional en Princeton. Entiendo que mudarte a otro país parece algo desalentador, pero con esta guía y el apoyo que vas a recibir durante la orientación internacional, ¡Princeton va a parecer como tu segundo hogar en poco tiempo!

Traduccido por/Translated by Kevin Yeung

View post in English

Meet Our Bloggers